Benditas Comparaciones!

compararGEste es un tema que a todas las madres tarde o temprano nos afecta… o porque somos el objeto de comparación o porque simplemente nosotras también comparamos… y no hay peor error que ese… porque todos los niños NO son iguales…. Así como hay adultos pequeños, grandes, gordos, flacos, blancos, morenos, hay bebés de todos los tamaños, de todos los colores!!!

Cuando Lorenzo nació fue un niño grande… eso lo supe desde que lo tenía en la barriga, mi Dra. siempre me decía: este bebé es un gordete!!! Y así fue… el pequeñín parecía de un mes y sólo tenía horas de nacido, pero no iba diciendo por ahí… “mira que grande mi hijo, es un muchachote…” primero porque sinceramente a mí me parecía que tenía un tamaño normal y segundo porque no sentía que era lo correcto.

Sin embargo suelen haber mamás, tías, abuelas, amigas, que viven comparando cada cosa, cada evento, cada evolución que tienen sus bebés con los de otras mamás, tías, abuelas y amigas… Sin importarles absolutamente nada lo incomodo de ese momento…

Normalmente las comparaciones suelen ser mas frecuentes en los siguientes momentos:

En el nacimiento: el peso con el que nazca el bebé suele ser punto de comparación entre muchas madres… “mi bebé después de 14 horas de parto pesó 4.100gr, Captura de pantalla 2016-04-25 a las 12.16.00.pnges grandotote”, “mi bebé ha nacido con 3.500gr, no tanto como el tuyo, pero come mucho, ya lo alcanzará”…. Parece que el bebé que haya tenido más peso se gana el trofeo… Y además salen a relucir los famosos percentiles, que van registrando el crecimiento global del bebé. Son muy importantes porque según los datos de talla y peso que muestren se controla si ese crecimiento es el correcto. Pero hay madres que se lo toman como si fuese un examen y que para aprobarlo su bebé debe estar por encima del percentil cincuenta.

Es importante saber que el bebé puede estar en un percentil más bajo porque es más menudito físicamente que otros bebes (por temas genéticos, por ser prematuro), sin que esto quiera decir que está mal, o estar en el más alto porque pertenece a un grupo de bebés grandotes, o estar justo en la mitad porque mide y pesa como otros cincuenta (de cien) niños. Mientras que el bebé se encuentre dentro de estos rangos y el pediatra no informe de algún problema, cualquier comparación está de más!

En los avances corporales: Otro punto que suele ser motivo de comparaciones, es el correspondiente a los avances que hace el bebé con el transcurrir de los meses: gatear, sentarse, caminar, la erupción de los primeros dientes, el control de los esfinteres…. “No le han salido los dientes? A mi hija le salieroncrecimiento bebe a los 6 meses y ya al año tenía 5 dientecitos” “No camina todavía? Mi hijo caminó a los 9 meses, gateo un mes y listo, se paró un día y a caminar”

Diossss.. que angustia! Es en estos momentos cuando me entra un desespero… y me provoca salir corriendo!!!!

Pero debemos entender que cada niño es un mundo y que como seres humanos tienen un sistema óseo y nervioso que darán las instrucciones para hacer todos estos avances cuando estén preparados. La salida de los primeros dientes es algo en lo que no se puede influir, es cuestión de genética… Y la ida al baño es un hábito que se exige sobretodo para ir al colegio a los 3 añitos, así que sin apuros… Además de que puede ser contraproducente hacerlo antes de que estén preparados.

Luego lo pienso en frío y sé que obviamente mi pequeñín debe crecer y desarrollarse, pero que no lo haga tan rápido, porque ya después no querrá estar en mis brazos, no querrá que lo achuche con besos y mimos porque preferirá correr con sus amiguitos… extrañaré las luchas para ponerle el pañal y su boquita sin dientes que me muerdan cuando lo amamanto…20160313_164337106_iOS

Lo más importante es que nuestros niños estén sanos, crezcan bien y estén felices y eso es algo que podemos observar fácilmente sean del tamaño que sean o tengan las destrezas que tengan.. . Además de que ellos necesitan sentir que sus papás estamos felices y orgullosos de cada uno de sus logros, que no los hacen ni mejores ni peores, simplemente únicos y maravillosos!

Así que ha dejar las necias comparaciones.. tu hijo y mi hijo son únicos, disfrutemos de ellos!!!

Feliz inicio de semana… Nos leemos prontito!

La mamá de Lorenzo.

También te podría gustar...

3 Respuestas

  1. Excelente amiga , así es !!!! A disfrutarlos y más nada , todo lo demás los no dice nuestro instinto y los especialistas

  2. Es verdad siempre pasa eso, las comparaciones como dice el dicho son odiosas.
    Eso pasa mucho en los grupos de whatsapp uff que he tenido y tengo no veas unas y otras ja ja

  3. Healthysupermommies dice:

    Ciertamente! Incluso los hermanos son diferentes, a pesar de ser criados por los mismos padres. Cada uno es un mundo por explorar. La aventura continua y nuestro instinto es el mejor aliado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *